Día Mundial del Agua: 2.200 millones de personas carecen de acceso al agua potable

22 de marzo de 2022. La celebración del Día Mundial del Agua es una invitación a reflexionar y concienciarnos de la importancia de este elemento de la naturaleza para la vida. A pesar de ser un bien esencial 2.200 millones de personas carecen de acceso a agua potable. Por otro lado, su consumo se duplica cada 20 años y la extracción desmesurada de agua de los acuíferos amenaza las reservas mundiales. Cada vez más países están experimentando estrés hídrico, y el aumento de las sequías y la desertificación, ya está empeorando estas tendencias. Se estima que al menos una de cada cuatro personas en el mundo se verá afectada por escasez recurrente de agua para 2050. Además, diferentes actividades humanas ponen en peligro las reservas, contaminadas por desechos y vertidos. El 80% de las aguas residuales se vierten a los ríos sin tratamiento.

El Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) número 6 en la Agenda Mundial 2030 pretende garantizar agua limpia y saneamiento para toda la población, como un derecho básico universal. Para ello será necesario realizar inversiones adecuadas en infraestructura, proporcionar instalaciones sanitarias y fomentar prácticas de higiene.

Esta línea estratégica de desarrollo está presente en los proyectos de Proclade Bética.

En la República Democrática del Congo apoyamos a los misioneros claretianos, con la colaboración de la Diputación de Córdoba, en el proyecto Derecho Humano al saneamiento en el Instituto Beto na Beto de Pay Kongila, construyendo dos sistemas de letrinas y duchas  asequibles y de calidad, adaptados a las necesidades de las mujeres y hombres del instituto, diseñado y ubicado de manera que respete su intimidad y seguridad. Con las misioneras claretianas y con el apoyo del Ayuntamiento de Málaga se está ejecutando el proyecto “Contribución al Derecho Humano al agua y saneamiento con enfoque de género en el Centro Dispensario y Nutricional Tukola en Pay Kongila”.

En la provincia claretiana de S. Charles de Lwanga (Uganda, Tanzania y Kenya) apoyamos un proyecto de Lucha contra el cambio climático en África Oriental, que impulsa actuaciones de reforestación y gestión sostenible del agua, un recurso cada vez más escaso.

En El Salvador, con Fundación Cordes, apoyamos la construcción de sistemas de agua potable con enfoque comunitario y de género en las comunidades de Los Rivas, con financiación de la AACID,  y en  San Francisco Dos Cerros, con financiación de la AECID, que garantizarán el acceso a este derecho humano a alrededor de 1300 personas.

Nos importa tu opinión, deja aquí tu comentario